Importancia de la microbiota en el sistema inmune

Share
Helena Rodero

Helena Rodero

Farmacéutica especialista en micronutrición y cuidado facial y capilar. Experiencia como auditora en la Industria Farmacéutica y titular de farmacia durante 14 años. Actualmente ejerzo mi labor en redes sociales y acompaño a otras farmacias que quieren emprender se en el mundo online.

www.helenarodero.com

Fecha de publicación: 21 de julio de 2021

INTRODUCCIÓN: 

La Microbiota es el conjunto de microorganismos que viven en la superficie de nuestras mucosas y piel. Bacterias, virus, hongos, arqueas, protozoos y otros microorganismos son clave para el funcionamiento de nuestro organismo. Estos microorganismos interactúan con nosotros de forma activa. Estamos formados por más células pertenecientes a esta microbiota que las nuestras propias.

¿Cuándo empieza a formarse esa microbiota? 

Hace unos años se creía que el útero materno era un órgano aséptico cuando albergaba a un feto. Se ha visto que esto no es así. La formación de la microbiota comienza en el útero y de hecho, los primeros 1000 días de vida (incluyendo el periodo intrauterino) , son esenciales para su formación. El contacto que tenga el recién nacido con todo su alrededor irá definiendo la composición de su microbiota y por ello su salud, no sólo intestinal. Una microbiota adecuada es sinónimo de salud actualmente. De hecho hay ya muchos estudios que relacionan una disbiosis intestinal con diferentes patologías. El tipo de lactancia y el tipo de parto serán determinantes en la formación de la microbiota ya que contribuyen en alta medida en su formación. Hasta los 14 meses tiene lugar la fase de desarrollo o colonización, los siguientes 15 meses, será la fase de transición, unas bacterias dejarán de estar presentes a favor de otras y llegando casi a los 3 años de vida, la microbiota se estabiliza. Su alimentación es fundamental pero hay otros factores que van a enriquecer su microbiota como el contacto con animales domésticos y el tener hermanos.

Contacto con animales domésticos

Una disbiosis en esos primeros 1000 días claves, puede ser la base del desarrollo de muchas enfermedades (Front.Inmunol, 18 marzo 2021 “Impact of Early Life Nutrition On Children’s Immune System…”)

Posteriormente a esta etapa en la que ha sido fundamental todos los factores que os acabo de comentar para definir esa microbiota, esta riqueza (mayor o menor) nos acompañará hasta la vejez. De hecho se ha visto que nuestra microbiota es “vaga” y si hacemos por seguir una vida sana para mantenerla en mejores condiciones, en cuanto volvemos a los antiguos hábitos, volvemos atrás. Una vez llegada la vejez, la diversidad empieza a verse afectada. Es decir que no será tan rica en tipos de microorganismos y por ende, estaremos menos protegidos.

SOBRE CATEGORÍA:

Una de las funciones más importantes o conocidas de la microbiota es la de modulación del sistema inmune. El 70% del sistema inmune se encuentra ubicado en el intestino. La microbiota intestinal interactúa de forma muy activa con el. Es la responsable de enseñar o presentar a quien deben tolerar y a quien no. Mantiene al sistema inmune con un ruido de fondo para que esté preparado para actuar cuando sea necesario.

salud intestinal

Los probióticos se presentan como una herramienta terapéutica que ha adquirido mucha importancia en los últimos 10 años. Hay numerosos estudios científicos en el que se relacionan múltiples beneficios con la administración de probióticos. La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) permite el uso de probiótico tanto para alimentos como complementos alimenticios. La OMS lo define como “microorganismos vivos, que cuando se consumen en cantidades apropiadas, confieren al huésped un beneficio para la salud”.

Un estudio muy reciente (2020) que hizo una revisión sistemática y metanálisis de la revista Nutrients, concluye que una bebida fermentada con L.casei no tiene efecto ninguno sobre la duración o gravedad de las infecciones más comunes. Pero sí sugiere que su consumo reduce la incidencia en la población general. Es decir, que los alimentos con probióticos sí podrían ayudar a nivel preventivo en la población general, pero si buscamos una acción más específica, tendríamos que ir a suplementos específicos bien seleccionados. Normalmente los beneficios de este tipo de productos está directamente relacionado con la cepa específica que se use y la cantidad de U.F.C. Debemos siempre buscar cuando aconsejamos en el mostrador que los suplementos que aconsejamos vayan en este sentido. También es importante que se demuestre que en una parte importante sobrevivan al paso del estómago, por su acidez. Hay cepas que son más resistentes per se y hay formas farmacéuticas que tienen una liberación a nivel intestinal.

TRATAMIENTO Y CONSEJO FARMACÉUTICO: 

Cuándo debemos aconsejar probióticos con la idea de actuar sobre el sistema  inmune.  La respuesta es fácil, cuando haya una disbiosis.

Todas las causas de disbiosis pueden afectar por lo tanto al sistema inmune. El objetivo sería recuperar ese equilibrio o prevenir una disbiosis cuando sabemos que hay un motivo que la pueda causar. Afortunadamente ya está muy extendido el aconsejar estos productos para evitar el efecto adverso de los antibióticos y poco a poco esto está quedando ya asumido por la población. De hecho muchas veces, son ellos los que lo solicitan. Nosotros estamos en la obligación de ir más allá, y recomendarlo en todas las causas que veamos que es muy importante no provocar una disbiosis. La población mayor cada vez es más grande y necesitan más de nuestra ayuda, su sistema inmune se ve mermado incluso aunque no tengan causas externas como el estrés o no estén en tratamientos con medicamentos. Como ya hemos dicho, su diversidad disminuye de forma fisiológica, por lo tanto debemos reforzar a ese nivel. Los probióticos no tienen efectos secundarios, siempre serán de ayuda. En épocas de mayor incidencia de infecciones respiratorias, debemos asegurarnos a modo preventivo también de la salud intestinal.

Cuáles son las causas de la disbiosis para poder valorar un tratamiento más completo: 

  • Dieta desequilibrada
  • Estrés
  • Sedentarismo
  • Toma de medicamentos
  • Alcohol
  • Tabaco 
  • Enfermedades infecciosas

Si no hay un aporte adecuado de otros nutrientes como vit D y C por ejemplo, deberemos de asegurarnos su aporte. Estas 2 vitaminas son fundamentales para un funcionamiento del sistema inmune, como todos sabemos.

Vitaminas para el sistema inmune

Espero que este artículo te haya abierto el espectro sobre recomendaciones que podemos hacer en el mostrador. La microbiota se considera como un órgano independiente y como ya he comentado, cada vez va adquiriendo más importancia entre la comunidad científica.

También te puede interesar

El dolor articular genera el 60% de las consultas en la farmacia comunitaria*
Salud Articulaciones
El dolor articular genera el 60% de las consultas en la farmacia comunitaria*

Más información >>

Estreñimiento crónico: un problema frecuente y molesto
Salud Flora intestinal
Estreñimiento crónico: un problema frecuente y molesto

Más información >>

Somos patrocinadores oficiales de las Jornadas SEFAC
Gestión de la farmacia - Jornadas SEFAC
Somos patrocinadores oficiales de las Jornadas SEFAC

Más información >>